Cerrada la carretera Culiacán-Eldorado, a la altura de El Diez

Culiacán, Sinaloa.- Las fuertes lluvias provocaron el cierre de la circulación de la carretera Culiacán-Eldorado, a la altura de El Diez.

Por más de dos horas se detuvo el tránsito vehicular debido a que el canal que corre junto al Piggy Back se desbordó sobre la carretera, lo que ocasionó que un camión de pasajeros, dos tráileres y varios automóviles quedaran atrapados.

El caos vial afectó a numerosos conductores de tractocamiones, los cuales debían llegar a tiempo a sus destinos.

La situación se tornó más preocupante cuando se dijo que dentro de los vehículos que quedaron varados había personas atrapadas pidiendo auxilio.

Por tanto, el cuerpo de Bomberos y Protección Civil acudieron a prestar sus servicios y rescatar a los afectados.

Luego de prepararse con sus equipos, los rescatistas ingresaron al agua para localizar a las personas y llevarlas a donde estuvieran fuera de peligro.

Así, con una máquina retroexcavadora se movió uno de los muros de contención de concreto que tapaba el carril norte-sur para que los cuerpos de rescate ingresaran para efectuar las labores de rescate.

Tras caminar por la incesante corriente llegaron hasta donde estaban los afectados, los trasladaron y revisaron si en las demás unidades había más personas atrapadas. Por fortuna, los pasajeros del camión habían descendido del vehículo cuando el nivel del agua no era tan elevado.

Momentos después, un conductor se aventuró a cruzar el peligroso cauce a pesar de las advertencias de agentes de la Policía Federal. La gente que estaba sobre el puente del Piggy Back gritaba animando al sujeto, el cual logró pasar.

En consecuencia, los operadores de los demás tráileres cruzaron uno tras otro poniendo en riesgo su propia integridad e, incluso, la de otros, pues uno de ellos abrió la caja de carga para que subiera un buen número de personas que intentaban llegar al otro lado.

Cabe señalar que en todo momento los cuerpos de auxilio se mantuvieron alertas y se aseguraron de que nadie más intentara cruzar hasta que descendiera el nivel del agua.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *